fbpx

Cómo diferenciar un restaurante de calidad de los mediocres

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on email

La oferta de restaurantes en nuestro país, tanto en pueblos como en ciudades, es tan amplia y abrumadora que a veces no sabemos bien a dónde ir a pesar de que tenemos muchas ganas de comer fuera. Por suerte, hay ciertas características que distinguen a un buen restaurante de uno normal y ayudan a mantener las mesas de llenas de clientes satisfechos. En este artículo te explicamos cuáles son los factores que debes considerar para diferenciar un restaurante de calidad de los mediocres.

Lo que tienes que tener en cuenta para diferenciar un restaurante de calidad de los mediocres

Si el restaurante está lleno de gente, probablemente sea bueno

Esto truco no es 100% infalible, pero sin duda es uno de los más utilizados. Si no te importa esperar, acudir a comer a un sitio bastante concurrido es una apuesta segura de que la comida que sirven es de calidad, y que a la gente le gusta tanto la experiencia que repite y la recomienda. Y tiene sentido porque, al fin y al cabo, si no fuera tan bueno, no habría tanta gente ¿No?

En la carta hay productos de calidad y en temporada

A veces puedes diferenciar un restaurante de calidad de los mediocres tan solo con mirar la carta. ¿Están los productos que ofrecen en temporada? Entonces saben lo que se hacen. Por ejemplo, si ves espárragos en el menú de un restaurante y no es primavera… No estás en un buen restaurante. Por otra parte, servir comida de calidad suele ser garantía de que hay un buen cocinero a los mandos. Un cocinero mediocre puede conformarse con servir alimentos congelados en vez de frescos en sus recetas, pero un buen cocinero entiende las necesidades y los tiempos de cada producto y sabe sacarle el mejor partido para que quede exquisito.

El servicio al cliente: una de las mejores formas de diferenciar un restaurante de calidad de los mediocres

Proporcionar un buen servicio al cliente en un ambiente limpio ayuda a mejorar la experiencia general de los clientes en un estaurante. El personal debe ser cortés y mantener una actitud positiva, conocer bien el menú y saber abordar rápidamente cualquier problema que pueda tener un cliente insatisfecho.

cómo diferenciar un restaurante de calidad de los mediocres

Te atienden rápido

No hay peor sensación que la de sentarse en un buen restaurante, emocionado por empezar la comida, y tener que esperar y esperar y esperar que alguien venga a tomar nota. En ningún caso deben pasar más de diez minutos desde que te sientas hasta que te atienden.

La comida sale toda a la vez

Otra forma de diferenciar un restaurante de calidad de los mediocres es fijándose si la comida sale toda a la vez. Que todos los comensales salvo uno estén comiendo (o, al revés, que haya uno con el plato delante quedándose frío mientras espera los de los demás) es un error.

Los platos se retiran en el momento justo

El servicio de un buen restaurante debe saber cuándo es el momento adecuado de retirar los platos: ni demasiado pronto como para darte la sensación de que te están echando, ni tan tarde que parezca que se han olvidado de ti.

No te hacen esperar para pagar la cuenta

Tan incómodo es esperar a la hora de llegar como a la hora de irse. ¿No te ha pasado alguna vez que has tenido que levantarte e ir a pagar a la barra después de estar casi media hora esperando que el camarero te traiga la cuenta? Eso no ocurre en un buen restaurante.

El baño está limpio

Esta es una forma muy útil de juzgar la atención que presta un restaurante a los detalles. De nada sirve probar un menú exquisito en un entorno alucinante si se te agria la experiencia acudiendo a un baño repugnante. Sin duda, un restaurante de calidad mantiene limpias e higienizadas todas sus estancias.

Tiene un toque especial

Un buen restaurante debe tener al menos una característica única que destaque en la mente del cliente y le dé una ventaja competitiva sobre los demás: unas vistas privilegiadas, una especialidad de la casa que no preparen en otro sitio, decantarse por un tipo de cocina que no se ofrezca mucho en su zona… La decoración es un elemento que puede ayudar mucho en este aspecto y, tanto si es un restaurante moderno como si es de cocina más tradicional, siempre debe estar bien cuidada: paredes pintadas, superficies limpias, lámparas funcionando, etc.

Así que ya sabes, si quieres disfrutar de un buen restaurante con comida de calidad y un buen ambiente, puedes pasarte por nuestro restaurante en La Cistérniga y disfrutar nuestra carta.

Deja un comentario

Artículos Relacionados

Descubre las últimas novedades

× ¿Te ayudamos?